Hay otro blog donde coloco las rutas menos importantes: http://jvillalpando.blogspot.com

domingo, 12 de diciembre de 2010

1

San Hipólito

Fué el santo a quien Alfonso XI, el Justiciero, prometió hacer una iglesia si ganaba la Batalla del Salado. Y la ganó. En el año 1340 y en el 30 de Octubre.  Juntos los ejércitos castellanos y portugueses derrotaron a los Benimerines de Tarifa. Y el rey le edificó la iglesia. En Córdoba. Aunque tardó en terminarse  la tira de años. Desde 1348. Y se la prometió a San Hipólito porque su fiesta se celebra el dia 13 de agosto coincidiendo con el nacimiento real. La Iglesia o Colegiata se terminó en 1736. Leélo aqui que es mejor.
  Este Alfonso, el Onceno, fué hijo de Fernando IV, el Emplazado, del que tambien es interesante saber su historia. Es mejor que te informes aquí.
  Y otra persona: María de Molina, llamada por algunos 'La Brava'... Casada con Sancho IV, el Bravo  y reina consorte. Madre de Fernando IV y reina-madre regente. Abuela de Alfonso XI y reina-abuela regente. Tenía que valer mucho esa mujer.
  Y yo que como tengo mucho tiempo libre, me pongo a leer cosas de la interné, me entero de esto y me pongo en marcha para ir a ver la Iglesia de San Hipólito de Córdoba donde están sepultados a cada lado del presbiterio, Fernando y Alfonso.
  Domingo 12 de diciembre que me monto en el tren de las 7:12 con destino a Córdoba y llego a las 10:30 mas o menos.

Una de las cosas que traía intención de ver era la "Torre de la Malmuerta". No muy lejos de la estación, y allá que me dirijo a través del Paseo de Córdoba.
  Esta es una torre albarrana unida al lienzo por una coracha sobre arco de medio punto. Según la leyenda fué mandada construir por un ascendiente de los Marqueses de Villaseca, cuya esposa, una virtuosa mujer salía cada tarde con viandas y ropa para ayudar a los menesterosos de Córdoba. Su marido creyendo que le ponía los cuernos, mandó matarla. Después se dió cuenta de su error y mandó edificar la torre, dándole el nombre de la "Malmuerta".



Atravesé Los Jardines de la Merced, y me fuí directamente a la Avda. de Los Tejares.









Poco después me encontraba ante la fachada principal de lo que antes fué "La Colegiata de San Hipólito", hoy convertida en iglesia.










  No me dió tiempo hacer mas fotos. Aqui que me llega un loco. El que pide limosnas a la puerta de la Iglesia. Mudo y berreante por mas señas, que la emprende a gritos conmigo. No oía lo que yo  trataba de decirle. Solo gritar. Decidí alejarme de allí. Seguía berreando a todo volumen. Quería que le diera la cámara. Los vecinos empezaban a asomarse por los balcones. Berreaba. Los clientes de un bar cercano salieron a  ver que pasaba. Llegó la policia local motorizada. Yo seguía caminando y el  loco nos seguía. Le dije a los agentes lo que había ocurrido. Seguía berreando. Me escoltaban. Y yo alejándome.  La policía se ofreció por si necesitaba algo. Les dije que no. Me marché de allí. !Vaya mal momento que pasé! ¿Porqué será que los locos, borrachos y drogatas siempre me tocan a mi?
 Bueno. Como yo sabía que la colegiata tenía un claustro,  me dirigí a la parte de atras, pasé por el claustro  y entré a través de la sacristía.

Atrio de San Hipólito
Entrada trasera
La iglesia estaba llena de fieles esperando la misa de 12  y me hacían el centro de sus  miradas. No pude esmerarme en hacer buenas fotos. De todos modos me acerqué a las sepulturas inclusó las toqué con la mano. Después de esto me fuí de allí a través de la sacristia de nuevo.

  San Nicolás de la Villa está cerca de San Hipólito.

  Me dirigí a la Plaza de las Tendillas y después a la Catedral.


La Catedral estaba  cerrada por "Oficios liturgicos" y me fui a visitar el   Barrio Judío.
Cuando lo ví,  saludé a Maimónides el judio.

Estuve en su sinagoga y una vez visitada  salí a ver a Averroes el moro.

Y un poco mas adelante estaba Séneca el cristiano.

  Estos tres eran los "listos".   De los esclavos no hay memoria.
La Santa Iglesia Catedral abría sus puertas (mediante pago de 8 euros) a las 14:00, hora a la que ya  había acabado el ritual cristiano.
  Y como soy jubileta entré sin pagar ni un euro que para eso tengo la tarjeta de mas de 65.
   Hice algunas fotos dentro del edificio, y como no es la primera vez que la visito, empiezo a ver los errores que cometió el cristiano Carlos I  al mandar edificar una Catedral dentro de la Mezquita con la intención de agraviar a los moros.
   Alguien le dijo : "Has  edificado algo que puede verse en cualquier parte, destruyendo algo que solo puede verse en Córdoba."
  Me fuí a visistar otros sitios.
Exposición de cerámicas en el Palacio de Congresos y Exposiciones.


El Puente Romano (Lo de Romano es sólo un recuerdo), estaba a este nivel después del desembalse de los pantanos.... Y de tantas lluvias.....

Y el monumento a uno de los Triunfos de San Rafael, que sin embargo no es el patrón de Córdoba, sino San Acisclo. Lo que pasa es que el nombrecito del patrón es una ofensa para un hijo. Mejor ponerle Rafael.

De aquí me fuí a la catedral a ver lo que ya tenía visto.

   El reloj de Las Tendillas hizo sonar las 15:00 a ritmo de soleares que toca la guitarra de Juan Serrano.
Mi recorrido tocaba a su fin. Tenía que llegar a la estación de RENFE antes de las 16:35  para tomar el tren hasta mi pueblo....
   Tras esta visita quise ir de nuevo a la Iglesia de san Hipólito, atravesando de nuevo la Plaza de las Tendillas, y al llegar a ella me encontré que estaba cerrada debido a la hora. Las 15:15. Fui a dar un paseo por el Parque de la Agricultura.
  Y desde aqui me dirigí directamente a la estación. Llegué a buena hora. Llevaba caminando desde las 10:30 así que pedí una cerveza y me senté a esperar el tren.
  El ferrocarril me trajo felizmente, pero.... Al pasar por Almodóvar del Rio vi su castillo en lo alto de un cerro.... ¿Será el próximo viaje?

1 comentario:

Paloma dijo...

Pepe, muchas gracias, os deseamos unas Felices Navidades a toda la Familia.

!Hermosa Cordoba¡¡¡¡¡¡
Besos, Paloma.